The Dark Pictures: Little Hope — ¿Vale la pena?

Lo desconocido y las memorias que se guardan en ello es uno de los temas favoritos de los creadores del género del terror. La famosa frase después de espantarte no viene gratuita, “así has de tener la conciencia” nos dicen nuestras abuelas para recordarnos las verdaderas razones de que un sonido nos asuste.

En los recovecos de nuestras fantasías y temores, encontramos los secretos que guardamos. Las verdades que no queremos que nadie se entere. La mayor parte de las veces, los verdaderos fantasmas son reales, son propios, somos nosotros.

¿Ha sentido cosquillas en la parte de atrás del cuello?

– Sí.

– ¿Y los pelillos de los brazos cuando se paran? Son ellos.

Sexto sentido

Descansa en la obscuridad

The Dark Pictures Anthology es una serie de juegos de terror desarrollados por Supermassive Games, los creadores del popular Until Dawn, y publicados por Bandai Namco. Hace un año recibimos el bastante criticado Man of Medan, y esta vez, te traemos la opinión sobre el nuevo título que se une a esta antología: Little Hope.

Little Hope es un juego extremadamente centrado en su narrativa, podría incluso llamarse a sí mismo un estilo de “película interactiva”. Extremadamente similar en su jugabilidad a Until Dawn, pero con bastantes mejoras comparado con su predecesor, Man of Medan. Este último sufrió de bastantes críticas debido al lento movimiento de los personajes, la incómoda cámara que se perdía en la nada y las pocas repercusiones de las decisiones sobre la trama. Por suerte, podemos decir que en la nueva entrega de The Dark Pictures, hay buenas diferencias.

Cruzar la niebla

En una aventura de este género el elemento más importante es su narrativa, pues ahí descansa la emoción y rejugabilidad del título. La tensión de la historia debe de sostener el interés del espectador/jugador y nunca perderla, solo subirla. Por momentos, Little Hope lo logra de manera excepcional y en otros falla, tropezando en los mismos errores que Man of Medan.

Seguimos a un grupo de estudiantes universitarios y su profesor tras un gran accidente en el autobús donde viajaban. El grupo debe de cruzar el pueblo de Little Hope, donde encontrarán grandes misterios en cada esquina, una niebla que los obliga a seguir un solo camino y una extraña niña que parece guardar más secretos que nadie.

La historia tiene unos tintes de Silent Hill y Las Brujas de Salem, imponiendo una trama bastante intrigante que propone muchas teorías y posibilidades que probablemente te mantendrán interesado, a pesar de algunos giros en la trama que terminan por ser muy predecibles. Sin embargo, debo decir que todo me pareció bastante decente, hasta que llegó su final.

Si bien esta última secuencia no arruina por completo la experiencia del juego, logra hacerla insignificante. No obstante, entiendo que este género, que ha creado The Dark Pictures, se basa completamente en el tropo del giro de trama, así que dejaré que tú descubras esa parte por ti mismo, no quiero arruinarte la sorpresa.

Abandonad toda esperanza

El segundo pináculo del género es la inmersión, pues toda la premisa y su trama no funcionan si la narración se cae. Por suerte, el apartado audiovisual de Little Hope es extremadamente cinematográfico, teniendo momentos donde solo me detuve unos segundos a tomar una captura de pantalla. La selección de encuadres y el posicionamiento de cámara son usualmente excepcionales para comunicar la tensión e intensidad del momento.

Sin embargo, estos pueden verse afectados por el jugador mismo. El control se convierte en un problema, pues el movimiento de los personajes es muy errático y con los distintos cambios de encuadre y perspectiva, perder el sentido es muy fácil. Puedes ir caminando hacia el sur y serás brutalmente puesto en un encuadre directamente contrario. Esto funciona muy bien durante cinemáticas, pero no en secuencias de movimiento, probablemente te encuentres una vez más en aquel dilema de las cámaras fijas en los Resident Evil de antaño.

Un elemento que me cuestioné mucho en su valor fueron las actuaciones. Si bien todos los actores y actrices terminaban por sonar verosímiles y le otorgaban mucho drama a las animaciones, por instantes todos se sentían en diferentes tonos dramáticos. Mientras que algunos parecían sobre actuar en los momentos de calma, otros parecían reaccionar muy tranquilos a los estímulos terroríficos.

También, en algunos momentos los modelos 3D flaqueaban en su animación corporal, perdí el sentido de tensión solo porque algunos personajes se movían un poco como robots con ropa muy entallada. Sin embargo, esto no puede quitar que la animación facial resulta excepcional para el trabajo de sus intérpretes.

No podemos dejar a un lado el increíble trabajo sonoro que se ha llevado en The Dark Pictures: Little Hope, jugarlo con audifonos termina por ser un verdadero reto a tus nervios. Con una selección musical que te mantiene expectante ante cualquier susto y parece reconocer cuando estás en el tope, para luego soltar los gritos.

Probablemente mi último problema se encuentra en un espacio que es extraño quejarse. Los logros y trofeos están terriblemente mal programados. Por momentos, ver un anuncio salir en la esquina de mi pantalla, me reveló que acababa de salvar a un personaje, y recién iniciaba mi tercer acto. Durante este proceso, perdí mucho del interés que tenía por algunos personajes. Al reconocer el final del misterio, ya no hay más emoción.

Un poco de esperanza

Si lo que buscas es una noche divertida con tus amigos, donde todos se asignen 1 o 2 personajes y cursen por la corta historia de 5 horas, puede que Little Hope sea una buena opción para ti, el modo online también propone una innovación bastante interesante y que puede resultar muy divertida.

Pero, si estás esperando revivir la experiencia que significó el novedoso Until Dawn, puede que encuentres algo similar en The Dark Pictures. Al menos, podemos decir que a diferencia de Man of Medan, Little Hope es un lejano vistazo a lo que alguna vez fue, pero que aún no es capaz de alcanzar lo que se logró en el momento.

Entre mis tres corridas en el juego, dos en solitario y una en compañía, vimos tres finales que compartían una gran cantidad de similaridades, algunos distintos personajes muertos y una escena final que sin importar que, convierte a The Dark Pictures Anthology: Little Hope en una experiencia a una a la que no busco regresar pronto. Ya hablando en confianza, ¿por qué creen que el final de La ventana Secreta era innovador?

Si te gustó esta nota tal vez te interesen estas otras: el cuarto retraso de Cyberpunk 2077 o la nueva selección de juegos para la PS Collection.

Te invito a leer otras notas de cineseries y gaming. No olvides seguirnos en TwitterFacebook y YouTube.

Recuerda que ser cool #EsDeGamers

Comentarios gamers

comments

2 comentarios sobre «The Dark Pictures: Little Hope — ¿Vale la pena?»

Los comentarios están cerrados.